Oteando desde Getxo

Oteando desde Getxo
El Abra, Getxo, Las Arenas

lunes, julio 14, 2008






Encuentro en Bermeo

Todos los años, alrededor de la fiesta de la Virgen del Carmen, los ingenieros navales del País Vasco nos reunimos en ámbito festivo, normalmente en Donosti y este año en Bermeo, donde el Sábado 12 de Julio 44 compañeros y amigos coincidimos en la villa pesquera respondiendo a la convocatoria de nuestro Decano Aurelio Gutiérrez. Fue una nutrida respuesta que resultó bien recompensada por un día completo de varias actividades y la siempre agradable ocasión de ver y abrazar a amigos y amigas. Algunas caras nuevas, afortunadamente, pues ello quiere decir que los jóvenes se van animando a participar en este tipo de encuentros mayormente "dominados" por los "menos jóvenes".


El día activo comenzó a las 11 h. en la iglesia juradera de Santa Eufemia, junto al puerto, edificio del siglo XIV, muy recientemente restaurado a fondo, lo que le ha dejado con un magnífico aspecto, aunque, desgraciadamente, parece que con una importante deuda. En la iglesia se pueden apreciar algunas interesantes imágenes, un bello sepulcro de un cardenal Mendoza y un impresionante Cristo en la cruz, llamado de los marineros. Una misa breve pero con una sencilla homilía del párroco, muy sintonizada con la situación de nuestra Iglesia hoy y aquí.

A las 12 h. visitamos el buque Aita Guría, atracado en el puerto, que es una réplica de un típico ballenero vasco del siglo XVII, construido por astilleros Mendieta, de Bermeo, sobre un casco de madera de un pesquero relativamente reciente y que reproduce con gran realismo (las figuras humanas son realmente notables) las características de aquellos barcos.


La eslora del buque es de unos 34 metros, y tiene 3 palos para soporte del velamen, que no se ha dispuesto en el barco réplica. Sin embargo, la manga del buque es menor que la de los balleneros auténticos de aquella época.

La visita fue muy completa, recorriendo las cubiertas principal, castillo y toldilla, camarote del capitán, sollado de marinería, cocina, bodega de carga, todo con muchas y variadas explicaciones del guía.

Es notable lo bien preparado que está este buque para las visitas de personas discapacitadas o con dificultades de desplazamiento ya que dispone de ascensores y escaleras mecanizadas que les permiten acceder a todos los lugares previstos en el recorrido por el ballenero.


Estos buques solían equipar algunos pequeños cañones para defenderse de los ataques piratas. El Aita Guría tiene previstos dos de estos cañones, pero falta todavía su instalación real, pues ahora solo están las cureñas y las correspondientes troneras.

Los piratas codiciaban el valioso aceite de ballena, que en este buque podía transportarse en 1.200 toneles, que equivalía a unas 300 toneladas. Según nos explicó el guía, el valor en aquella época de la carga completa transportada después de una campaña de pesca de ballenas, ascendía al equivalente actual de unos 8 millones de euros.

Después de terminar la visita al ballenero nos dirigimos al restaurante Jokin, también muy cerca del puerto, con unas preciosas vistas, donde disfrutamos de un magnífico almuerzo, invitados por el C.O.I.N.


Espero que el año próximo podamos reunirnos de nuevo para disfrutar de otro encuentro similar y que sea tan agradable como el que comento. Hasta entonces.



8 comentarios:

  1. I could give my own opinion with your topic that is not boring for me.

    ResponderEliminar
  2. that doesn't happen everyday. wish you all the best.

    ResponderEliminar
  3. Such a nice blog. I hope you will create another post like this.

    ResponderEliminar
  4. For us when we visit some blog site our main objective is to ensure that we will be entertained with this blog.

    ResponderEliminar
  5. Baw ah, kasagad sa imo maghimo blog. Nalingaw gd ko basa.

    ResponderEliminar

Si lo desea puede dejar un comentario